Curiosidades

¿Por qué dormimos?

animal-931355_640

¿Por qué dormimos?

La pregunta puede parecer sencilla e incluso algo tonta, sin embargo no está del todo claro el motivo y aunque uno pueda pensar que descansar es la solución, podemos poner como ejemplo el corazón y los pulmones, que no dejan de funcionar ni descansan de su actividad.

Nos pasamos un tercio de nuestras vidas durmiendo, por lo que el motivo de dormir debe ser extremadamente importante. Muestra de ello es que no podemos evitar dormir, y la privación de sueño conlleva grandes daños para la salud a todos los niveles. Se puede afirmar pues que dormir es tan necesario como comer y beber.

Antes de pasar a experimentos y teorías pensemos un momento en ocurre después de realizar un deporte. Nuestros músculos claman por descansar, especialmente si la actividad ha sido intensa, pero podemos ir a casa tumbarnos en el sofá a ver un película y estaremos descansando los músculos, sin necesidad de dormir. Esto, junto con la musculatura cardiaca y la respiración, nos indica que el sueño no es necesario a nivel corporal, no directamente al menos. Es un requisito mental, es nuestro cerebro el que necesita estar en el sofá un rato descansando y para ello, necesita dormir. Pero incluso durmiendo, nuestro cerebro sigue trabajando y manteniendo funciones corporales.

Pero… ¿es necesario para el cerebro dormir? la respuesta es sí, pero no sabemos muy bien por qué, ni por qué dormir como lo hacemos. Un ejemplo curioso son los delfines, cuya respiración bajo el agua, como es entendible, es algo más complicada que la nuestra. No pueden dormirse sin más, necesitan tener el cerebro más despierto para salir de vez en cuando a por aire. La solución que ha encontrado la evolución para estos animales es dormir por hemisferios, primero duermen uno y luego el otro.

dolphin-906176_640

Como vemos, una pregunta que puede parecer sencilla, lleva a grandes interrogantes, y… ¿Qué mejor forma de resolver interrogantes que investigando?

¿Qué es lo que ocurre que no pueda llevarse acabo despierto? ¿Qué necesidad tiene el cerebro de dormir?. Todas las pistan indican que la clave para solucionar este enigma se encuentra en el cerebro, y principalmente en su estado de sueño,  por este motivo gran parte de la investigación se centra en estudiar la actividad cerebral. Un estudio en profundidad ha sido imposible hasta hace unas décadas, donde la tecnología y los nuevos métodos han permitido a los investigadores ahondar un poco en la superficie del problema.

A nivel evolutivo, mantener un estado donde no se es consciente del entorno, supone un riesgo enorme, ser vulnerable y estar expuesto a los ataques de otros depredadores. Por lo que debe existir una gran razón de peso, o una ventaja evolutiva considerable, para mantener el coste de riesgo que supone dormir.

animal-967658_640

En un estudio del año 2000, publicado en Brain Research, los investigadores Terrence Sejnowki y Alain Destexhe, mostraron evidencias de que el sueño nos permite consolidar mejor nuestros recuerdos. Es decir, recuerdos o procesos aprendidos que se encuentran en la memoria a corto plazo pueden convertirse en recuerdos en la memoria a largo plazo con mayor facilidad mientras dormimos.

En concreto el estudio demostró que la información que aprendemos durante el día se consolida, mientras dormimos, a través de cambios en la actividad bioquímica de los canales mediados por calcio en las neuronas piramidales.

Dicho de otra forma, nuestro cerebro necesita descansar para reorganizar la red neuronal, de tal forma que las cosas aprendidas se queden bien fijadas en nuestra maraña de recuerdos. Este proceso necesitaría tiempo y energía, por lo que no podría hacerse mientras el resto de procesos sensoriales está activado, razón por la que necesitaríamos dormir, o lo que es lo mismo, desconectar parcialmente.

Sin embargo, a pesar de ser una razón importante a nivel cognitivo, hay científicos que no están de acuerdo en que sea una razón suficiente como para que nuestros ancestros asumiesen el riesgo de dormir.

El problema es complejo y se ha afrontado desde muchos puntos de vista y diferentes experimentos, como por ejemplo: Un estudio del año 2013, publicado en Journal of Science, mostraba que fluido espinal cerebral se mueve a lo largo del cerebro, limpiando los desechos químicos producidos por la actividad de las células neuronales. (Como ya os contamos en este post hace tiempo)

Este proceso ocurre principalmente mientras dormimos. Por lo que esta teoría sugiere que dormir proporciona una manera de eliminar la basura del cerebro de forma eficiente.

Otra teoría intenta explicar las razones de dormir centrándose en motivos de eficiencia energética. Ya que la actividad cerebral conlleva un gasto enorme para el organismo, dormir permitiría bajar las demandas energéticas del cerebro. En una publicación del año 2008, en PLOS Biology, Emmanual Mignot sustenta que esta teoría se ve firmemente respaldada por la selección natural, ya que un animal podría controlar sus periodos de actividad y demanda energética, ahorrando energía mientras duerme.

No todas las teorías que se barajan hasta ahora son lo suficientes completas como para resolver la gran pregunta y tienen diferentes punto críticos. Por ejemplo en la primera, la consolidación de recuerdos no parece ser motivo suficiente para explicar el riesgo. En la segunda, no se explica porqué la actividad de limpieza no se puede realizar despierto, es más, aunque esta actividad ocurra principalmente mientras dormimos, puede no ser el motivo de dormir, puede que la limpieza se adaptase al sueño y no al revés. Por último, la teoría de ahorro energético se ve comprometida por un gran inconveniente, y es que en la mayoría de las especies, la fase REM del sueño conlleva un aumento de las demandas energéticas del cerebro y no al revés.

Tal como yo lo veo, las teorías no son excluyentes entre sí, puede que todas ellas estén en lo cierto y sea la suma de todos esos motivos la que si merece el riesgo que tomaron nuestros ancestros. Todas ellas nos hacen estar un paso más cerca de responder nuestro enigma con una teoría más general, que sea capaz de explicar todos los resultados anteriores, y los que están por venir gracias al avance de la tecnología.

Quién sabe… puede que cuando nos despertemos de nuestro próximo sueño y ya esté resuelto el misterio de dormir… que tanto nos quita el sueño.

Anuncios
Curiosidades

Aprender y desaprender

¡Hola concienzudos! Hoy os mostramos un video publicado por el canal de divulgación Smarter Everyday donde se realiza el experimento de cómo aprendrer y desaprender a montar en una bicicleta cuyo manillar gira en sentido contrario al habitual. Una de las claves para aprender a montar esta bicicleta es el período crítico o momento en que nuestro cerebro se adapta de manera más ‘fácil’ a ejecutar una nueva tarea, y que es más favorable para un niño que para un adulto. ¿Qué le ocurre al adulto una vez ha aprendido a montar en la nueva bicicleta?, ¿es capaz de volver a montar en una bici normal? Si es así, ¿le costará más des-aprender? En este video encontrareis la respuesta.

Neurociencia

Viaje a la Sinapsis

¡Hola Concienzudos!

Hoy os enseñamos un video que muestra la formación de una sinapsis, o contacto entre dos neuronas, a través del cual se produce la transmisión del impulso nervioso. En particular, la sinapsis que veis en el video, está establecida en el giro dentado del hipocampo que es la región del cerebro donde se consolida la memoria y se produce la orientación espacial.

¡Esperemos que os guste!

Descubrimientos y Tecnología, Salud y bienestar

La pastilla azul

Probablemente muchos hayáis visto la película “The Matrix”, y recordaréis la escena en la que al protagonista se le ofrece seguir adelante u olvidar todo lo ocurrido. Siempre está la pregunta “Y si hubiese elegido la pastilla azul?” en la recámara, pero hoy vamos a ir más allá: ¿Qué tiene la pastilla azul que es capaz de hacernos olvidar lo sucedido durante los últimos días?

pastilla_roja_o_azul
Imagen tomada de la película “The Matrix”.

Científicos investigan cómo se almacenan en nuestro cerebro los recuerdos. Sabemos que ciertas zonas estan más implicadas que otras, y que el proceso de almacenamiento es completamente dinámico: cada vez que revisitamos una memoria la alteramos ligeramente cambiando detalles hasta que llega un punto que la recordamos totalmente distinta, ya sea porque olvidamos el miedo que sentimos cuando saltamos con el paracaídas y se convierte en una experiencia alucinante, o simplemente porque sin querer dejamos que las pequeñas cosas sin importancia vayan desapareciendo.

Sin embargo hay eventos que se nos quedan grabados en la mente. Se cree que esto es un mecanismo de defensa: cuando formamos parte de un evento transcendental nuestra mente alamcena cada detalle para ser capaz de protegernos ante una situación similar. A veces este evento es tan grande que puede interferir con otras actividades de nuestra vida, provocando un transtorno conocido como Síndrome de Estrés Post-Traumático. Existen en el mundo varios pacientes de éste síndome, desde veteranos de guerra involucrados en matanzas hasta niños expuestos a abusos en el colegio.

Siendo así, investigadores buscan la forma de eliminar el recuerdo traumático que, en lugar de ayudar en la vida de esta persona, la está condicionando gravemente. Y de hecho experimentos con animales han demostrado que es posible alterar el recuerdo de una memoria durante el propio proceso de recuerdo: Han sintetizado un compuesto que permite modificar e incluso eliminar la memoria que se está recordando hasta el punto en el que deja de tener efecto en absoluto. Aunque aún está en fase preclínica, todo apunta a que en un futuro no muy lejano vamos a poder elegir qué recordar.

Pero esto genera un gran debate: Olvidar experiencias puede ser muy útil en tratamiento de ciertas enfermedades, pero significa cambiar nuestro recuerdo del pasado y, con ello, nuestra propia historia. Así que, puestos a elegir: Querríais la pastilla azul?

Fuente: AsapSCIENCE