Naturaleza y Biología

Cuidado con el otoño…

¡Al fin ha llegado! El verano ya va sonando lejano, y las temperaturas empiezan a descender, las hojas de los árboles caducos cambian su color verde por tonos ocres, amarillos y dorados, y el viento empieza a dejarse notar.

Es el otoño.

otonoEsta estación, que se caracteriza por sus cambios de color, se observa más claramente en diversas regiones del mundo, como América del Norte y Europa. Y qué mejor que disfrutarla que saliendo a pasear a la naturaleza, o recolectando setas, nueces, avellanas o castañas. Las opciones del otoño son infinitas.

Pero entre tanto paseo al campo y recolección de frutos hay que prestar atención.

Os presento al tejo, Taxus baccata, un árbol perteneciente a una especie del género taxus originaria de Europa occidental, central y meridional. Es un árbol que puede crecer hasta los 20 metros y tiene un tronco marrón grueso que puede llegar hasta los 4 metros de diámetro. Su crecimiento es lento y con una longevidad de hasta 5000 años. Se cree que tenía un significado místico y sagrado en cultos paganos precristianos y por eso se suele encontrar junto a iglesias, sobre todo en el norte de España.

tejobermiegoSi tenéis la suerte de tropezaros con uno de éstos durante vuestros paseos otoñales estáis de enhorabuena, pero prestad atención, porque toda la planta es venenosa excepto el arilo que recubre el fruto.

Todas las partes del árbol contienen una sustancia tóxica llamada taxina, una mezcla de alcaloides que tienen un efecto tóxico.

La toxicidad del tejo es conocida desde la antigüedad y hay constancia de que extractos de hojas de tejo se han utilizado para homicidios, así como suicidios; Julio César cuenta uno de los primeros casos conocidos en la Guerra de las Galias, y la primera publicación médica sobre una muerte por ingestión de hojas de  tejo sería un artículo publicado en The Lancet en 1836.

tejoLa ingestión de hojas de Taxus puede causar mareos, náuseas, vómitos, dolor abdominal, paro cardiaco, parálisis respiratoria y terminar con la muerte. A pesar de su toxicidad, también se han demostrado los efectos benéficos del extracto de tejo, especialmente en el tratamiento de la neoplasia.

Lógicamente, la muerte por ingesta de tejo es muy rara; la literatura suele describir la intoxicación accidental sobre todo en niños y animales, como los perros.  As+i que no dejéis de disfrutar de la naturaleza.

 

 

¡Feliz otoño!

Neurociencia

Que viene mamá paaato, pachín!

Un nuevo estudio publicado en la revista Science pone a prueba el razonamiento abstracto…. de los patitos.

Como nos cuenta Virginia Morell, los patitos, junto con muchos otros animales, aprenden a identificar a su madre poco después de la eclosión a través de un proceso llamado “impronta”. Esto les permite reconocer a su madre independientemente de si esta está caminando, volando o ligeramente sumergida, y así poderla seguir a cualquier parte. Sin embargo, los patitos son capaces de identificar como “su madre” a cualquier objeto en movimiento. Vamos, que cualquiera de vosotros podríais ser “mamá pato” siempre que aparecieseis en delante de un patito en el momento oportuno.

Entonces, ¿cómo funciona este proceso? ¿Simplemente hacen una foto mental de “su madre” o sus cerebros son capaces de entender conceptos abstractos? Nuestro cerebro, por ejemplo, es capaz de reconocer que algunas cosas tienen la misma forma o color (comparten las “mismas” propiedades), mientras que otras cosas son diferentes, ¿son los patitos capaces de esto?

Para averiguarlo, los científicos presentaron a patitos recién salidos del cascarón un par de objetos. Estos objetos podían ser iguales o diferentes en forma y color, y se movían en una trayectoria circular. A continuación analizaron la conducta de los patitos para ver qué pares de objetos que seguían.

Por ejemplo, si en una cría se habían improntado un par de objetos coincidentes en forma, entonces se le daba la elección entre seguir otro par de objetos coincidentes  en forma pero de otro color o un par de objetos de formas distintas.

Si los patitos son capaces de extraer la propiedad básica de la pareja original (misma forma), entonces cuando se presenten dos nuevas parejas de objetos deberán seguir la que tenga dos formas iguales, ya sean dos bolas, dos cubos o dos pirámides.

Como se puede ver en el vídeo, la mayoría de los patitos hicieron exactamente esto, demostrando que podían razonar con lógica acerca de las cosas que mantenían la misma propiedad y las que no.

Esta habilidad ya había sido demostrada en simios, cuervos y loros. El estudio muestra que los patitos tienen la capacidad innata de tratar con conceptos abstractos, haciéndolos mucho más inteligente de lo que se creía anteriormente.

Física, Química y Astronomía

Vantablack is the new Black

Aunque Vantablack no es un color ni un pigmento, sino un material, es importante que recordemos las bases del color para entender su importancia y características.

Y decimos que no es un color porque el color es una sensación. Es la impresión que percibimos en el cerebro después de que una longitud de onda, reflejada por un material, incida en los fotorreceptores de la retina, y active a continuación un circuito neuronal que acaba por decodificar la información y producirnos esa sensación de “el color”.

Es decir, nuestros ojos reciben la luz reflejada por lo objetos.

colorexplanationTodos los objetos y materiales absorben una determinada cantidad de luz, y reflejan la que no han absorbido, que es la que llega a nuestra retina. ¿Todos? Pues no, todos no.

Seguro que todos notáis, que cuando las temperaturas suben, preferimos vestir con prendas claras o blancas, y que cuando llega el invierno, la calle se llena de gente con prendas más oscuras y predomina el negro. Hacemos esto para aislarnos mejor de las temperaturas externas, ya que el color blanco refleja todas las longitudes de onda, y el color negro hace al revés, las absorbe.

Resulta que el color negro que conocemos, no es tan negro como pensamos, ya que aunque algún objeto sea de este color, podemos perfectamente distinguir su relieve, esto es así porque hay un porcentaje de luz que no consigue absorber, y que al reflejarse hacia fuera del material, nos permite ver en 3D y no perder los detalles de su forma o estructura.

Pues bien, científicos del National Physics Laboratory primero, y de la empresa Surrey NanoSystems después, ambos del Reino Unido, han fabricado un nuevo material, a partir de nanotubos de carbono, que ellos mismos describen como un bosque de tubos (tubos 10000 veces más finos que un cabello humano), en los que la luz incide, pero que al chocar contra uno de los tubos es reflejada, y choca contra otro de los tubos, como si el rayo de luz quedase atrapado en el bosque, y se dedicase a ir chocando de árbol en árbol (de nanotubo en nanotubo). La luz termina por disiparse en el laberinto y la energía finalmente se libera en forma de calor.

carbonnanotubes

El nombre “Vanta” es un acrónimo de las palabras en inglés “Vertically Alligned NanoTubes Arrays”, que en español viene a decir – nanotubos alineados verticalmente –

Los autores han batido el record en absorción conseguida por un material. Vantablack absorbe el 99,965% de la luz visible y 99,85% de radiación infrarroja. Además Vantablack puede fabricarse con temperaturas de 400°C, muy inferiores a las necesarias para la fabricación de sus antecesores (750°C), por lo que puede utilizarse sobre superficies que no soportan bien tan elevadas temperaturas. Otra ventaja añadida es su alta resistencia a la vibración mecánica, su propia estabilidad térmica y su bajo porcentaje de emisión de partículas o gases durante su fabricación.

Como podéis ver en las imágenes, Vantablack se ha utilizado primero sobre una superficie de papel de aluminio, donde el ojo humano pierde totalmente la visión tridimensional y es incapaz de ver las arrugas del papel en el lado pintado con Vantablack. Muchos describen la observación como la mejor oportunidad de observar de cerca un agujero negro. En cualquier caso, no deja a nadie indiferente.

wrinkledaluminium

giphy

Actualmente se está estudiando el uso de este color en la observación astronómica, para la mejora de telescopios y cámaras infrarrojas, donde la eliminación de la luz residual o deslumbramiento puede conllevar mejoras muy significativas. También puede utilizarse como un elemento que aumenta la absorción térmica, por lo que su uso en concentradores de la radiación solar también se está estudiando.

Mientras tanto, el mundo del arte también ha querido utilizar Vantablack, pero en este caso la patente ha sido cedida a un solo artista, el indio Anish Kapoor, un escultor conocido por sus obras monocromáticas o por el famoso “Cloud Gate” de Chicago, y cuyos estudios se encuentran en el Reino Unido. Las razones que Surrey NanoSystems da a esta cesión tan restringida en el mundo del arte son principalmente la necesidad del uso del Vantablack por personal cualificado y cuestiones legales de las oficinas de exportación inglesas. Muchos artistas protestan lo que según ellos es falta de moralidad y técnicas anti-competitivas, pero expertos en leyes de propiedad intelectual, se trata de algo muy común y hasta bien visto cuando son de otra naturaleza las invenciones patentadas.

cloudgate

Polémicas aparte y con la duda de si veremos en un futuro cercano el ‘Cloud Gate’ pintado de Vantablack,  hoy podemos disfrutar de quedarnos absortos mirando este negro abismo que parece una ventana al espacio exterior o un agujero negro de bolsillo.

¡Feliz semana a todos!

Naturaleza y Biología

Biodepuración

Esta semana os mostramos el innovador sistema de biodepuración de aguas residuales y ríos denominado aQuarQ, que ha sido desarrollado por la empresa española OGESA y recientemente premiado en la Feria del Agua SMAGUA 2016.

ogesa helofitas iam9
Sistema aQuarQ en balsa de residuos

El sistema consiste en la instalación, en balsas de residuos, de plantas helófitas (familia  gramíneas) que se distribuyen en una lámina flotante de polietileno con una estructura que favorece el entramado de las raíces. Además, el sistema contiene bacterias nitrificantes, que actuan a modo de filtro transformando el amonio de las aguas residuales en nitratos, gracias al oxígeno que aportan las raíces de las plantas. Estos nitratos a su vez serán asimilados por las plantas, cerrándose el ciclo del nitrógeno. Una vez depurada el agua, podrá ser reincorporada al ecosistema en los cursos altos de los ríos.

Para el desarrollo de dicho sistema de depuración fue necesario un estudio previo, en colaboración con la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC), consistente en la modelización matemática, hidráulica y cinética de las reacciones de nitrificación para un desarrollo óptimo del sistema. Todos los municipios españoles de menos de 5000 habitantes, y que hasta la fecha utilizaban sistemas más costosos y perjudiciales para el medio ambiente, podrán beneficiarse de este avance biotecnológico.

Como podréis observar se trata de un gran ejemplo de investigación y desarrollo de un sistema sostenible que utiliza recursos naturales. Esperamos que os haya parecido interesante. ¡Buen fin de semana!

Naturaleza y Biología

Qué es CRISPR – importancia y polémica

¿Qué es CRISPR-Cas9 y por qué es tan importante?

El sistema CRISPR-Cas9 (pronunciado “crisper” o, como a mí también me gusta llamarlo: “sistema krispín klander”, lo siento, es que el nombrecito para un hispanohablante se las trae!) es un mecanismo descubierto en bacterias que permite protección frente a infecciones virales; es decir, un sistema inmune bacteriano.

Pero como dijo Jack, vayamos por partes, que seguro que lo entenderemos mejor.

El primer componente del sistema es “CRISPR” y responde a Clustered Regularly Interspaced Short Palindromic Repeats (que en español quiere decir: Repeticiones Cortas Palindrómicas Agrupadas y Regularmente Interespaciadas – ¡toma ya!) Seguramente el nombre no os ayude mucho, pero si os digo que son regiones del genoma que contienen repeticiones cortas, y que entre ellas encontramos ADN espaciador…

Imaginad un libro muy muy gordo, con muchas páginas y escrito con letra muy pequeña, ese sería el genoma completo. Pues bien, si de vez en cuando en el texto escribiese esto:

asdhpcr    con   cien   cia   con   cien   cia    con   cien   cia    hwgzajw

Seguro que con un simple vistazo a las páginas podríais encontrar todas y cada una de las veces que he escrito el mensaje “conciencia”, ¿verdad? Pues entonces os habríais convertido en el segundo componente del sistema: Cas9, una proteína nucleasa que es capaz de cortar el ADN donde las secuencias CRISPR digan.

Este sistema lo descubrió en 2005 el español Francisco Mojica, investigador de la Universidad de Alicante, estudiando las bacterias halófitas de las salinas de Elche. Además vió que este sistema inmune procariótico también era compartido por muchos microorganismos.

2tsmEi

Años más tarde, en junio de 2012 y enero de 2013, dos grupos de distintas universidades del mundo publicaron trabajos científicos en los que describían cómo este mecanismo bacteriano podía reinventarse como una nueva, tremendamente específica y prometedora técnica de edición genética.

Por un lado Jennifer Doudna y Emmanuelle Charpentier de la Univesidad de California y del Helmholtz Centre for Infection Research (EEUU y Alemania, respectivamente); y por otro Feng Zhang y George Church, del Broad Institute del MIT (Cambridge, EEUU).

Desde entonces la rebautizada como “tijera molecular” o “bisturí molecular” se ha convertido en una técnica utilizada por muchos grupos de investigación en todo el mundo, ya que permite de una forma muy rápida, muy específica y con menos costes, editar el genoma en organismos de laboratorio. Ésto es de gran ayuda en el avance de las investigaciones en temas como el cáncer, el VIH, enfermedades genéticas como la fibrosis quística, la distrofia muscular de Duchenne…etc, también en investigaciones agrícolas que permitan mejor productividad y una mayor seguridad ambiental… las aplicaciones son casi infinitas.

CYtW8faWkAAdU6t
Obtenida del artículo: Lander E.S.”The heroes of CRISPR”  Cell 164, Jan 14, 2016

Cómo funciona CRISPR-Cas9 en 3 cómodos pasos:

  1. La célula a tratar recibe la secuencia CRISPR-Cas9, que puede diseñarse específicamente para el gen (defectuoso) al que nos queremos dirigir.
  2. La proteína Cas9 reconoce el gen que queremos modificar y corta las dos hebras del ADN en ese gen (defectuoso) de forma específica.
  3. Si lo deseamos, podemos además insertar un nuevo gen (corregido) en el hueco que queda tras el corte provocado por Cas9, consiguiendo ahora el cambio del antiguo gen (defectuoso) por el nuevo gen (corregido).

Si no, la célula intentará reparar el corte, uniendo los extremos que han quedado sueltos, por o que el gen (defectuoso) quedará silenciado.

¿Polémica?

Pues sí, por si a este descubrimiento le faltaban titulares, aparte de su importancia en el ámbito de la genética, la polémica que ha generado su consecuente guerra de patentes también ha llenado páginas de revistas.

Y es que como os he contado antes, el uso de CRISPR-Cas9 como “tijera molecular” fue publicado por dos grupos diferentes con una diferencia de tan solo 7 meses. Ambos trabajos describían usos un tanto distintos de tal forma que fue el segundo, el publicado en 2013 por Feng Zhang y George Church, el que por primera vez lo aplicaba en células eucariotas.

48694-finding-nemo-mine-gif-gjwa-3e016029eeb9a92852a656f33fbf1dc6

Actualmente la patente está concedida a Zhang (MIT), pero ha sido recurrida por la Universidad de California. Veremos quién la consigue finalmente. Mientras tanto, debido a esta batalla legal, su uso biotecnológico por parte de la industria está frenado, aunque no su uso en investigación, ámbito en el que cada día se publican varios artículos utilizando la técnica CRISPR-Cas9.

Como suele pasar cada vez que un nuevo hito en la edición genética se describe, grandes miedos apocalípticos aparecen también. ¿Jugar con las bases de la vida? ¿Humanos a la carta? ¿Ejércitos de clones?… Si recordamos, estos mismos miedos surgieron con la generación de la oveja Dolly, o la fertilización in vitro, y con el paso del tiempo, hemos podido comprobar que ni elegimos embriones a la carta, ni se generan ejércitos clon (a menos que estemos viendo una de Star Wars). Pero dejando las bromas, es muy importante regular y prevenir el mal uso de cualquier tecnología, más importante aún, de tecnologías que modifican las bases genéticas, ya que un cambio genético es también HEREDABLE, por lo que no solo se modifica el individuo en cuestión (o la célula en cuestión) si no sus descendientes.

Debemos ser cautos a la hora de pensar en la utilización a corto plazo en humanos, pero igualmente debemos también ilusionarnos por las posibilidades que abre, y no olvidar que todas sus aplicaciones presentes y futuras han nacido a partir de una investigación básica de calidad.

Física, Química y Astronomía

Entendiendo sin filtros las Ondas Gravitacionales

¡Buenos días, concienciudxs!

Como anunciábamos el viernes, el pasado 11 de febrero se anunció la primera detección de ondas gravitacionales de la historia. Recuerdo oír, en mis tiempos de cosmólogo, que la teoría de la Relatividad General de Einstein predecía la existencia de ondas gravitacionales y, por aquél entonces, aquéllo me sonaba como una especie de cuento que se les contaba a los niños (niños físicos, en este caso). Pues bien, ¡el futuro ya está aquí! Y yo caí, como tantos físicos teóricos, enamorado de la moda de las ondas gravitacionales, esas perturbaciones que se transmiten a través del espacio-tiempo deformándolo… Bueno, vamos a repasar brevemente lo que son, pero después me gustaría acercaros al artículo original, porque quiero que veáis cómo muchas de las figuras del trabajo original se pueden entender, por mucho que estemos hablando de cosas tan complejas.

La teoría de Einstein estableció que el espacio y el tiempo están relacionados y que, de hecho,  no se puede hablar del uno sin el otro. En el fondo, tiene sentido, pues no podemos imaginar que algo esté en un sitio sin que pase un determinado tiempo allí. O, si no, ¿por qué creéis que las nuevas ecografías de los embarazos se llaman 4d? Pues precisamente por eso, porque reconstruyen al bebé en 3 dimensiones y le añaden otra dimensión, que es el tiempo. Así pues, vemos la reconstrucción en tres dimensiones del pequeño (espacio), pero en vídeo (tiempo). Ya veis que, intuitivamente, tiene sentido que las coordenadas espaciales y el tiempo estén ligados.

La gracia viene a continuación porque, según la teoría de Einstein, la masa de los objetos deforma el espacio-tiempo, como sucede cuando nos sentamos en una colchoneta elástica. De esta forma, la atracción que percibimos entre los planetas y el Sol se debe a que los primeros están en el radio de acción de la estrella, cayendo así en la correspondiente deformación del espacio-tiempo de la misma. De esta forma, igual que una cama elástica es flexible, también lo es el espacio-tiempo, con lo que puede darse el caso de que existan perturbaciones que se transmitan a través de él. Estas perturbaciones se bautizaron con el nombre de ondas gravitacionales.

¿Por qué no se habían medido hasta ahora? Las ondas gravitacionales ordinarias son básicamente indetectables con nuestra tecnología. Todo objeto en movimiento, por el hecho de tener masa, produce ondas gravitacionales, pero son tan insignificantes que no podemos ni siquiera medirlas. Para producir la suficiente cantidad de ondas gravitacionales detectables, tuvimos que asistir a la fusión de dos agujeros negros, así como suena. Si nos fijamos, en el artículo original calculan matemáticamente la amplitud de las ondas gravitacionales asociadas a tal fenómeno, como podéis ver a continuación:

Figura1_GW
Figura 1: Predicción de ondas gravitacionales de la fusión de dos agujeros negros

Al principio, los dos agujeros negros giran uno alrededor del otro en espiral (inspiral en la figura), generando unas ondas gravitacionales de menor frecuencia. Según se van acercando el uno hacia el otro, empezarán a girar más rápido, generando ondas gravitacionales de mayor frecuencia y más amplitud, hasta el momento de la unión (merger en la figura), en el que se alcanzará tanto el máximo de amplitud como el de frecuencia. Como se puede ver, una vez completada la fusión, el agujero negro resultante (fase Ring down) dejará de producir ondas gravitacionales, pues su movimiento (si existe) será infinitamente menos violento.

¿Y cómo hemos sido capaces de detectar estas ondas gravitacionales tan insignificantes? Pues gracias a una avanzada instalación tecnológica, llamada LIGO, que se describe también en el artículo original:

Figura2_GW
Figura 2: Instalación para detectar ondas gravitacionales

Como vemos en la parte superior izquierda, el proyecto consta en realidad de dos detectores que se encuentran en Estados Unidos (la figura no está a escala). Cada detector está formado por dos brazos de unos cuatro kilómetros cada uno que forman un ángulo de noventa grados entre sí. De hecho, se pueden ver ambos en google maps, como podéis comprobar en la captura pantalla que acabo de hacer:

LIGO2
Figura 3: Captura de mi ordenador de la instalación LIGO, en Livingstone, Louisiana

El funcionamiento es el siguiente (véase Figura 2): un láser (laser source) manda un haz de luz hacia un espejo especial que lo divide (beam splitter), dejando pasar la mitad del haz y reflejando la otra mitad perpendicularmente al haz original. Como hemos visto antes, una onda gravitacional es capaz de deformar ligeramente el espacio-tiempo a su paso y, como en nuestro caso los dos brazos son perpendiculares, las ondas gravitacionales deformarán el espacio-tiempo de cada brazo de forma diferente. En palabras de los autores “una onda gravitacional propagándose perpendicularmente al plano del detector […] tendrá el efecto de alargar uno de los brazos y acortar el otro”. Y estas pequeñas diferencias serán detectadas y cuantificadas por los medidores del experimento (test mass). A continuación os enseño lo que detectaron estos medidores el 14 de Septiembre del año pasado (momento en el que se detectó la fusión de los agujeros negros):

Figura3_GW
Figura 4: Detección experimental de ondas gravitacionales

La parte de arriba de la figura nos muestra la señal obtenida en crudo y la parte inferior la señal una vez filtrada. En la columna izquierda tenemos los resultados para uno de los medidores, el de Hanford, y en la derecha los del otro, en Livingston. Si recordamos la Figura 1, los datos obtenidos son similares a los predichos teóricamente, confirmándose por tanto la existencia de las ondas gravitacionales.

La detección de las ondas gravitacionales tiene una importancia fundamental, no sólo porque confirma (por enésima vez) la validez de las teorías de Einstein sino porque permite abrir una nueva ventana para la observación del Universo. Hasta ahora sólo hemos explorado el cosmos a través de la radiación electromagnética, y las ondas gravitacionales suponen una forma completamente distinta de acceder al mismo, si bien la limitación tecnológica es algo que nos hace tomar esta afirmación con cierta cautela.

¡Buena semana!

 

Fuente: Abbott et al. Observation of Gravitational Waves from a Binary BlackHole Merger. PRL 116, 061102 (2016)

Neurociencia

El placer de leer un libro

¡Feliz comienzo de semana concienzud@s!

Todos vosotros estáis dentro de ese grupo de gente a la que en mayor o menor medida les gusta leer, y esto es algo positivo, porque, como posiblemente sepáis, leer es bueno para vosotros. Hay estudios que demuestran que leer durante tan sólo 6 minutos al día es suficiente para desconectar y reducir el estrés en un 68%, por no mencionar que contribuye a un funcionamiento cerebral más eficiente y se ha visto que los ancianos que leen de manera habitual tiene una probabilidad 2,5 veces menor de desarrollar Alzheimer que los que no lo hacen.

Sin embargo, estudios recientes demuestran que no es lo mismo leer en un aparato electrónico (ya sea un móvil, un e-book, o la pantalla de un ordenador) que leer en un libro. Sentimentalismos aparte, un estudio de la Dra. Anne Mangen de la Stavanger University de Noruega ha concluido que no existe la misma respuesta cerebral cuando leemos en un libro clásico que cuando leemos lo mismo en un aparato electrónico. Al parecer, la reconstrucción cerebral que hacemos de la historia es mucho más detallada y recordamos mejor el orden de los acontecimientos cuando leemos una historia sobre el papel que cuando lo hacemos en un e-book.

booksvs

Y es que el cerebro del ser humano hace una representación mental del texto que estamos leyendo, que se basa tanto en el lugar que ocupan las palabras en la página como del lugar que ocupa la página en el libro. Esto además tiene una retroalimentación táctil al pasar las hojas. La Dra. Mangen tiene la hipótesis de que una de las principales diferencias cuando leemos un texto en formato digital es que el control que tenemos como lectores es efímero. La incapacidad del lector de volver a páginas anteriores, doblar la esquina de una página concreta o subrayar un texto, limitan sensorialmente la lectura, y así se reduce la memoria del texto a largo plazo. Es más, se ha visto que incluso empatizamos menos con un personaje que hemos leído en un e-book que con uno que hemos leído en un libro en formato clásico.

Lo que preocupa a este y otros grupos de investigación es que la lectura y elaboración de frases largas, es una capacidad necesaria que se puede perder si no se practica de manera habitual. Antes de que existieran internet y las redes sociales, los textos a los que leíamos tenían una longitud mayor. Sin embargo, existe una tendencia a reducir tanto la longitud como la complejidad de las frases que usamos. Esto permite descartar con facilidad la información que no nos interesa, pero nos lleva a basar nuestra comunicación en mensajes directos, en los que no hay que desentramar un significado más allá del obvio, lo que reduce la complejidad del proceso comprensivo dentro de nuestro cerebro. Dicho de otra manera, las redes neuronales que se activan son más sencillas. Esto no es necesariamente “malo”, pero sin embargo genera una pérdida de interés en lecturas más profundas, como afirma la neurocientífica Maryanne Wolf de la universidad de Tufts. Según ella la lectura en dispositivos electrónicos no permite desconectar de la misma manera que lo hacen los libros físicos. Estudios preliminares de su laboratorio demuestran que aquellas personas que leen la prensa desde sus dispositivos móviles no sólo no reducen su estrés en comparación con otras que leen la prensa en formato físico, sino que además este estrés aumenta.

Dicho esto queremos saber cuántos de vosotros sois de formato físico y cuántos de formato digital.
Aquí os dejamos la encuesta.

¡Feliz semana!