Una asociación sin ánimo de lucro por la divulgación científica

¿Qué tienen en común un cepillo de dientes, un guante y una pelota de golf?

¿Que son un buen comienzo para un chiste? Podría ser, pero no es eso de lo que vamos a hablaros hoy.

¡No! Lo que tienen en común, al menos en lo que a este post se refiere, es que todos ellos son parte de la huella que el ser humano ha dejado en el espacio.

space

Más allá de viejos satélites y estaciones espaciales, se han dejado una multitud de objetos en el espacio tras nuestro paso por allí, algunos de manera involuntaria, por supuesto, pero otros con cierta premeditación y alevosía 😉 ¿Habrá alguna intencionalidad en la “pérdida” de estos tres?

Se desconocen las circunstancias en las que Jim Lovell, un astronauta de la misión Gemini 7, perdió su cepillo de dientes en el espacio exterior en el año 1965. Lo que sí que se sabe es que su compañero de expedición compartió su cepillo de dientes con él durante el resto de la misma. Es más, este último cepillo compartido se puede visitar en el Museo Nacional de Historia de EEUU.

El guante espacial pertenecía a Edward White, el primer estadounidense en hacer una caminata espacial, quien, también en 1965, perdió uno de sus guantes durante la misión Gemini 4. El guante se escapó de la cápsula y estuvo dando vueltas alrededor de la Tierra durante un mes, a una velocidad de unos 28.000 Km/h, hasta que entró en contacto con la atmósfera y se desintegró.

Por último, la primera pelota de golf que se quedó en el espacio fue gracias a Alan Shepard. Este astronauta fue el quinto ser humano en pisar la luna, pero quiso pasar a la posteridad por ser el primer hombre en practicar deporte fuera de la Tierra. Para eso, se llevó sus palos de golf y lanzó dos pelotas sobre la superficie lunar. Pero Shepard no ha sido el único en dejar pelotas de golf en el espacio. En el año 2006, Mijaíl Tiurin puso en órbita alrededor de la Tierra una pelota de golf que lanzó desde la Estación Espacial Internacional.

Además de estos curiosos objetos, desde que se llegara por primera vez al espacio los astronautas han dejado en el espacio retratos familiares, cenizas de algunas personas públicas (como, por ejemplo, el creador de Star Trek, Gene Roddenberry), un sable de luz de Luke Skywalker, un fragmento del manzano que usó Newton para postular la teoría de la gravedad en el siglo XVII, 3 figuras de LEGO (de los dioses romanos Júpiter y Juno y de Galileo Galilei), un disco de oro plagado de imágenes de paisajes terrestres, sonidos de la naturaleza y saludos en 55 idiomas… Incluso una figura de Buzz Lightyear (el astronauta de la película Toy Story).

Haciendo este post nos surgió otra curiosidad: ¿cuál será el objeto que lleva más tiempo en el espacio? ¿Se habrá desintegrado? Hemos estado investigando y lo que hemos encontrado es que la mayoría de los objetos que se han dejado en el espacio acaban por entrar en contacto con la atmósfera y desintegrándose, pero sí que hay uno que lleva bastante tiempo ahí arriba.

vanguard1

Este objeto, que lleva orbitando en el espacio desde 1958, es el satélite Vanguard I. A pesar de que no se han recibido señales desde 1964, se ha visto que continúa dando vueltas alrededor de la Tierra. Es más, en el año 2009 alcanzó las 200.000 vueltas a nuestro planeta, lo que implica que en sus 78 años de vida ha recorrido una distancia superior a 10.000 millones de kilómetros. Impresionante, ¿verdad?

¿Y vosotros? ¿Qué dejaríais en el espacio?

¡Feliz semana ConcienzudXs!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: