Una asociación sin ánimo de lucro por la divulgación científica

Durante los últimos 25 años, la ciencia no ha conseguido ningún avance significativo contra el cáncer de páncreas, que sigue siendo uno de los más mortíferos (la supervivencia a cinco años es inferior al 4% de los pacientes) debido a que la mayor parte de tumores sólo se detectan en fases muy avanzadas, cuando ya se ha extendido a otros órganos.

A menudo, la quimioterapia o la radioterapia son consideradas tratamientos ineficaces ya que sus efectos pueden dañar las células sanas de otros órganos y debilitar aun más el sistema inmunitario del paciente.

Ahora, un grupo de investigadores de la Escuela de Medicina Albert Einstein de Nueva York parece haber encontrado un método capaz de disminuir los efectos secundarios de dichos tratamientos. Según publica la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS), los científicos han conseguido curar células tumorales localizadas en el páncreas de ratones de laboratorio sin afectar sus tejidos sanos.

Para ello, han combinado algunos microorganismos responsables de provocar infecciones graves con isótopos radiactivos. Han utilizado formas atenuadas de bacterias Listeria monocytogenes (responsable de la enfermedad listeriosis) como vectores para llevar renio-188, un isótopo terapéutico, hasta los órganos afectados por las células cancerosas.listeria

Los investigadores han dotado así a los patógenos de anticuerpos radiactivos y los han inyectado en ratones afectados por cáncer de páncreas. Los ratones que han recibido las bacterias radiactivas han mostrado una disminución de metástasis del 90 por ciento en comparación con aquellos que han sido sometidos a un tratamiento tradicional así como no presentar efectos secundarios. Además, puesto que el sistema inmunitario elimina los patógenos del tejido sano mientras las células tumorales inhiben esta reacción natural del organismo, las bacterias radiactivas tienden a permanecer solo en la zona afectada por el tumor. De esa manera, los investigadores han conseguido someter las células dañinas a una exposición continua a los radioisótopos, pero salvando los tejidos sanos de los animales.

Con todo, diferentes expertos han cuestionado algunos de los resultados publicados en el artículo. James Abbruzzese, de la Universidad de Texas, afirma que los niveles de radiación registrados en el hígado y en otros órganos de los animales analizados resultan muy elevados, aunque los responsables del estudio aseguran que los valores utilizados en los experimentos están por debajo del umbral de seguridad permitidos para los seres humanos.

Según Joseph Herman, de la Universidad Johns Hopkins en Baltimora, el enfoque del nuevo estudio resulta muy innovador, puesto que plantea un nuevo método para eliminar células dañinas de un cáncer prácticamente invulnerable. No obstante,  recuerda que son necesarias más pruebas para validar su eficacia. Los científicos esperan afinar aún más el tratamiento y mejorar su efectividad, perfeccionando las dosis o añadiendo agentes antitumorales adicionales al vector de ataque.

Para más información, aquí os dejamos el nombre del artículo completo:

Nontoxic radioactive Listeriaat is a highly effective therapy against metastatic pancreatic cancer. Wilber Quispe-Tintayaa,1, Dinesh Chandraa,1, Arthee Jahangira, Matthew Harrisb, Arturo Casadevalla,Ekaterina Dadachovab,2Claudia Gravekampa,2 Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS) March 15, 2013.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: